viernes, 27 de julio de 2007

Almensilla


Almensilla es una localidad de la provincia de Sevilla. En el año 2006 contaba con 4.927 habitantes. Su extensión superficial es de 14 km² y tiene una densidad de 323,9 hab/km². Sus coordenadas geográficas son 37º 18' N, 6º 06' O. Se encuentra situada a una altitud de 45 metros y a 15 kilómetros de la capital de provincia, Sevilla.

Si bien existen indicios que parecen indicar el origen romano de la villa, ésta tiene documentado su origen en la época árabe en la que se trataba de una "alquería" propiedad de Serra-al-mensi, un árabe afincado en el término y del que tomó su nombre actual. Dada la enorme riqueza en agua subterránea que poseía, los árabes supieron aprovecharla y así se explica su ubicación, pues aseguraba el riego y el abastecimiento de agua a sus primitivos moradores. Es en el año 1.837 cuando la localidad se segrega de Palomares del Río, de la que dependió hasta entonces.

El núcleo originario de la villa se sitúa entre la Iglesia y el Ayuntamiento y un reducido perímetro en su entorno más inmediato. Las expansiones posteriores se han producido apoyándose en las vías de comunicación principal que conectan el núcleo urbano con el resto de los de su entorno.

De esta forma, la estructura urbana actual, presenta una estructura básicamente ortogonal, apoyada en tres viarios principales ( Carretera a Bormujos, Carretera a Sevilla y Calle del Prado), habiéndose producido las expansiones residenciales mas recientes en dirección a Sevilla.

La base económica de la villa ha sido tradicionalmente el cultivo del olivar, si bien ello no ha supuesto la implantación en el núcleo de industrias derivadas del olivar en número suficiente como para determinar la estructura urbana de la villa. El desarrollo futuro de ésta va a venir determinado por la influencia de la capital que tenderá a convertirla en un municipio de su área metropolitana de similares características a otros de su entorno.

Entre los monumentos de Almensilla es de destacar la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Antigua, que data del siglo XVII y está realizada en estilo mudéjar, aunque las decisivas restauraciones y añadidos realizados durante los siglos XVIII y XIX acarrearon la práctica transformación de este recinto. Son igualmente dignas de reseñar las haciendas de San Antonio y Las Quintas, la primera de las cuales parece ser de las originarias del pueblo.

Fuente: http://www.sevillaweb.info