jueves, 17 de enero de 2008

Los Panaderos


Pontificia, Real, Ilustre y Fervorosa Hermandad y Archicofradía de Nazarenos de Nuestro Padre Jesús del Soberano Poder en su Prendimiento, María Stma. de Regla y San Andrés Apóstol (Los Panaderos).

Capilla de San Andrés. (Dos «pasos»).

La Hermandad del Prendimiento se fundó a finales del siglo XVI, siendo aprobadas sus primeras Reglas en 1601 por el Provisor Don Luciano de Negrón. Su primera sede canónica conocida fue la parroquia de San Pedro, estableciéndose hacia 1640 en su capilla propia de la iglesia de Santa Lucía, Desde el siglo XVIII, está acreditada la vinculación de esta corporación al gremio de la panadería, por lo que desde entonces se la conoce bajo el sobrenombre de "Los Panaderos". Tras el cierre al culto de la parroquia de Santa Lucía en 1868, pasó por diferentes sedes, hasta que en 1896 se fusionó con la Hermandad de los Alarifes, residiendo a partir de aquel año en la Capilla de San Andrés, situada en la calle Orfila.

Jesús en el Huerto de los Olivos figura en el primer "paso". Junto al Señor aparece Judas, que, después de haberle besado, muestra su arrepentimiento. San Juan y San Pedro, asombrados, presencian la escena, mientras Santiago, en actitud de incorporarse, interroga a San Juan, extrañado de lo que ocurre. Un judío, con una tea encendida, sirve de guía a los que vienen a prenderle, y otro, con una cuerda, se prepara para atar las manos del Señor. Dos soldados romanos les acompañan.


El conjunto del misterio, verdaderamente impresionante, lo remata un gran olivo natural, que luce sus hojas verdes en la rama. Todo el misterio es obra de Antonio Castillo Lastrucci, quien lo esculpió en 1945; la canastilla del "paso" es una de las de mayores dimensiones de cuantas desfilan en Semana Santa, estrenada ese mismo año de 1945, siendo también obra de Castillo Lastrucci.


La imagen de María Santísima de Regla se atribuye a Luisa Roldán "La Roldana", en la segunda mitad del siglo XVII. Los bordados del palio, sobre terciopelo rojo, se deben al taller de Victoria Caro, mientras que el manto, bordado en oro sobre igual tejido, se confeccionó por los sobrinos de Esperanza Elena Caro. Lleva peana, varales y candelabros de cola en plata repujada.

Luce en su pecho seis broches en forma de flor, cada uno con seis rubíes y brillantes en el centro. En su mano izquierda sostiene una espiga de trigo en oro. Adornan su "paso" ciento cuarenta velas, cuyas primeras tandas forman sendas cruces de San Andrés.

Túnicas: Negras, con antifaz del mismo color, y capa morada, llevan los nazarenos del Prendimiento; en los de la Virgen, las capas son rojas.

La información contenida en esta entrada ha sido tomada de la página web de Hermandades y Cofradías de Sevilla. Asimismo, las fotografías adjuntas son obra de Francisco Santiago.