sábado, 15 de septiembre de 2007

El Altar de la Piedad


Se encuentra a la izquierda de la puerta del crucero y se cierra con una reja del siglo XVI. El retablo fue donado por Doña Mencía de Salazar y fue realizado en 1527 por el pintor Alejo Fernández.

Su tabla principal representa La Piedad, figurando en torno a Cristo muerto la Virgen, San Juan, San José de Arimatea y las tres Marías.

En el fondo se representa un amplio paisaje donde aparecen en pequeñas figuras la Magdalena a los pies de Cristo y la visita de Cristo a los patriarcas.

En los laterales del retablo figuran pinturas con San Andrés, San Miguel, Santiago y San Francisco, mientras que en el banco aparece Cristo atado a la columna con San Pedro. En los laterales se disponen los retratos de Dª Mencía de Salazar y de su esposo Don Alonso Pérez de Medina.


En el centro del espacio del crucero figura el Monumento funerario de Cristóbal Colón, que alberga parte de los restos del descubridor de América, traídos de Cuba en 1899.

Fue iniciado por el escultor Antonio Mélida en 1891 y estaba destinado a la Catedral de La Habana, aunque al independizarse Cuba en 1898 no llego a llevarse a la isla.

Los cuatro heraldos que llevan el féretro a hombros representan cada uno de los reinos de la Corona Española, siendo por lo tanto Castilla, León, Aragón y Navarra.